La UE acuerda que sin Estado de Derecho no habrá fondos europeos

 

La UE acuerda, por fin, el anhelado “aviso a navegantes”: sin Estado de Derecho no habrá fondos europeos

¡Quién hubiera pensado que la devastadora pandemia iba a servir de acicate para acelerar la condicionalidad democrática en la asignación de fondos europeos!

Y esto es así porque el pasado 5 de Noviembre las instituciones comunitarias alcanzaron un acuerdo político que permitirá vincular los pagos procedentes del presupuesto de la UE al respeto del Estado de Derecho. Y gracias a esta decisión, gracias a este nuevo “mecanismo de suspensión de los fondos”, la UE será, sin duda, “algo más” democrática y, por lógica, “algo más” coherente con los principios que afirma defender.

Como ciudadanos europeos, y firmes defensores de estos valores, debemos felicitarnos por esta iniciativa. La UE ha dado por fin un paso que no es sólo simbólico, sino que es también real a favor de los valores democráticos. Porque nada es más real que la eventualidad de perder fondos por parte de aquellos Estados europeos que no respeten el Estado de Derecho.

Beatriz Iñarritu (Presidenta de Eurgetxo)

Conferencia de Francisco Fonseca (Representante de la Comisión Europea en España)

Francisco Fonseca

A continuación adjuntamos el resumen de la conferencia y el posterior debate

Salvar al soldado Ryan 

Título de una película que resume bien la introducción que hizo el representante de la Comisión Europea en España, Don Francisco Fonseca, en la videocharla con Eurgetxo el 19 de octubre. Y que explica la evolución desde la fase europeísta de 2003-2004, pasando por las sucesivas crisis que han sacudido al barco de la Unión Europea con la fallida Constitución del 2006, la crisis económica y financiera desencadenada en 2008, la migratoria del 2015, la del Brexit de 2016, hasta llegar ahora a la del Covid 19.

Y, en opinión del Sr Fonseca, la reacción de la Unión ha estado a la altura de los últimos desafíos, con una firme unidad en las negociaciones del Brexit, coordinando la adquisición de vacunas para todos los europeos y desplegando una serie de instrumentos para paliar las consecuencias económicas de la pandemia: suspensión del Pacto de Estabilidad permitiendo que los Estados miembros ayuden a sus empresas en dificultad, compra masiva de deuda por el BCE, préstamos a las empresas por la BEI, disponibilidad del MEDE (recuerdo de la crisis griega), prestamos para financiar los ERTES, etc.

La gran novedad sin embargo ha sido el acuerdo del Consejo Europeo del 21 de julio, creando un Fondo para la Recuperación de 750.000 millones de euros financiado con la creación de deuda europea. Dicho fondo debería prioritariamente combatir la crisis creada por el Covid 19, y facilitar la transición energética y digital de los países miembros. España tendría una asignación dentro de ese Fondo de 140.000 millones, de los que aproximadamente la  mitad serían subvenciones y la otra mitad préstamos.

La creación de este Fondo, con la mutualización de deuda que conlleva, ha supuesto un paso hacia una mayor integración política. Queda sin embargo el reto de la falta de cohesión social de 460 millones de europeos a los que hay que convencer. Y para conocer mejor lo que quieren  está por ponerse en marcha una Conferencia sobre el Futuro de Europa, con un proceso de consultas ciudadanas que podría llevar a una reforma de los Tratados. Sigue leyendo “Conferencia de Francisco Fonseca (Representante de la Comisión Europea en España)”

El nuevo Pacto Migratorio de la Unión Europea

Hacia la tierra prometida

Comentarios sobre el “Nuevo Pacto de Asilo y Migración” de la Unión Europea

La migración se ha convertido en un tema muy polémico en Europa. El 23/09/20, tras un año de negociaciones con los Estados Miembros, la Comisión Europea ha publicado el “Nuevo Pacto de Asilo y Migración, formado por un Comunicado y 9 instrumentos (algunos legislativos, otros más suaves, como Recomendaciones). Los instrumentos legislativos tendrán que ser ahora negociados en el Parlamento Europeo y el Consejo de la Unión Europea (los Estados Miembros), lo que llevará algo de tiempo, aunque quieren que sea rápido. No supone, por tanto, cambios inmediatos, pero anuncia ya por dónde irá el texto final.

Es un texto centrado en el control de fronteras, sobre todo en las llegadas a través del Mediterráneo. Plantea realizar comprobaciones sistemáticas a la llegada de cada persona y refuerza las expulsiones forzosas. Las personas que lleguen irregularmente a costas u otra frontera exterior de la Unión Europea, serán sometidas a un proceso acelerado de valoración y si se considera, como será lo habitual, que tienen pocas posibilidades de obtener asilo, serán rechazadas rápidamente y devueltas a sus países.

La Comisión mantiene, por tanto, el polémico principio de la actual regulación, de que son los países de entrada (como España) quienes deben gestionar las solicitudes de asilo. Sin embargo, en los últimos años, venimos siendo testigos de los desastres humanitarios que se producen en las costas europeas (el último, la situación en Lesbos tras el incendio del campo de refugiados de Moria) y no está claro si las nuevas reglas servirán para evitarlos. Tampoco queda clara en el texto la garantía del respeto a los derechos fundamentales individuales en los nuevos procedimientos de comprobaciones en costa y en los internamientos.  

El Pacto no introduce mejoras en la protección a refugiados. Se habla de solidaridad (reubicación de refugiados) entre Estados Miembros, pero no hay obligación de redistribuir a quienes llegan entre los distintos Estados. Los Estados Miembros que no quieran que se transfiera solicitantes de asilo a su territorio, tienen la opción de “patrocinar retornos” (un nuevo concepto cuyo contenido no es claro) de aquellas personas sin derecho de residencia. Pero habrá problemas si muchos Estados optan por esta última opción.  

Contempla el diálogo con terceros países, pero centrado en el control de fronteras. Con todo, algunos Estados tienen una postura aún más dura y piden que la cooperación con estos países incluya el establecimiento de “hotspots” para tramitar todas las solicitudes de asilo fuera del territorio europeo.

Como positivo, la Comisión ha anunciado que trabajará en los próximos meses sobre migración legal, aunque la equipara a migración laboral cualificada y reasentamientos, lo cual es extremadamente limitado.

El objetivo del Pacto Migratorio es desbloquear las agrias discusiones entre los Estados Miembros sobre la reforma del Sistema Europeo Común de Asilo, que llevan bloqueadas desde 2016. No va ser fácil conseguirlo. El Pacto es insuficiente para la mayoría. Hay eurodiputados y Estados que piden una distribución obligatoria de refugiados entre los Estados Miembros, pero otros lo rechazan frontalmente y ponen el acento en frenar llegadas irregulares a toda costa. Lo cierto es que, dada la posición tan dura antimigración de algunos Estados, el Pacto no podrá ser ambicioso y más probable es que, si se consigue, sea un Pacto de mínimos. De todas formas, es un tema que acaba de empezar y tiene aún mucho recorrido.

Cristina Manzanedo

(Socia de Eurgetxo)

Discurso sobre el estado de la Unión de la Presidenta Von der Leyen

Ursula Von der Leyen. Presidenta de la Comisión Europea

La presidenta de la Comisión pronunció un interesante discurso. Pasó revista a los grandes temas y retos que preocupan a los ciudadanos europeos y a la UE:

  • La creación de una Unión Europea de la Salud más fuerte, que refuerce nuestra preparación para futuras crisis y que requiere del debate sobre las competencias que debiera asumir en este ámbito la propia UE,
  • La dignidad del trabajo y la necesidad de establecer un marco común para establecer un Salario Mínimo en la UE, para que trabajar “salga a cuenta” y para evitar el “dumping salarial”,
  • El impulso del Pacto Verde Europeo, que deberá incrementar el objetivo de reducción de emisiones contaminantes,
  • La Década Digital de Europa, que consiga mejorar la conectividad, las capacidades y los servicios públicos digitales en la UE,
  • El esfuerzo solidario de la UE en el mundo, que descarte propagandas interesadas e ideas como las expresadas en lemas tipo como “Europa primero”,
  • La necesidad urgente de revitalizar y reformar el multilateralismo en el mundo, en organismos como la OMC y la OMS,
  • La defensa del valor universal de la Democracia y de los derechos de las personas (con mención expresa al pueblo bielorruso), que necesita de posiciones más claras y rápidas y que, por tanto, requiere de la valentía de los Estados miembros de la UE para reformar el procedimiento en la toma de decisiones,
  • El pesimismo respecto al escaso margen temporal del Brexit y, en particular, sobre la postura británica de desmarcarse del Acuerdo de Retirada, postura contraria a todo principio de Derecho, confianza y buena fe,
  • El reto de una respuesta común a la migración, y la próxima presentación de un nuevo Pacto sobre Migración que permita gestionar por fin, de manera conjunta, eficaz y solidaria, esta cuestión,
  • La defensa del Estado de Derecho, sobre la que se fundamentará el primer Informe que presentará Bruselas a finales de este mes como herramienta preventiva de detección de problemas en los Estados miembros,
  • Y la lucha contra el racismo, el odio, y la defensa de una Unión de Igualdad de los ciudadanos.

Von der Leyen se mostró orgullosa, como no, del Mecanismo de Recuperación, ‘Next Generation EU’, un hito histórico en la solidaridad europea, unidos como estamos los europeos en la diversidad y, también, en la adversidad.

Y terminó con una emotiva referencia a la valentía y el talento de las nuevas generaciones, personificados en dos niñas italianas, Carola y Vittoria, que en los peores momentos de la pandemia no dejaron de jugar al tenis entre las azoteas de Liguria.

Esta fe en la “fuerza oculta del alma humana”, mencionada por Andrei Sakharov, es la que debería llevarnos a dejar de infravalorar a la UE y sí, en cambio, a colaborar en hacerla más fuerte.

El sistema europeo de co-decisión listo para un otoño caliente

El Parlamento europeo vota una resolución crítica sobre la Cumbre por 465 votos a favor, 150 en contra y 67 abstenciones.

En el documento https://www.europarl.europa.eu/doceo/document/TA-9-2020-07-23-TOC_ES.html los eurodiputados se felicitan por la adopción del paquete de recuperación por el Consejo, pero emiten graves reservas sobre los recortes propuestos respecto a la propuesta de la Comisión y en particular sobre el respeto del Estado de Derecho.

 Lamenta profundamente que el Consejo Europeo debilitara significativamente los esfuerzos de la Comisión y del Parlamento para mantener el Estado de Derecho, los derechos fundamentales y la democracia en el marco del MFP y del Instrumento de Recuperación de la Unión Europea; reitera la confirmación de su petición de completar el trabajo del colegislador sobre el mecanismo propuesto por la Comisión para proteger el presupuesto de la Unión allí donde haya una amenaza sistémica contra los valores consagrados en el artículo 2 del TUE y donde los intereses financieros de la Unión estén en peligro; pone de relieve que, para ser eficaz, este mecanismo debe activarse por una mayoría cualificada inversa; subraya que este mecanismo no debe afectar a la obligación de las entidades públicas ni de los Estados miembros de efectuar pagos a los beneficiarios o destinatarios finales; hace hincapié en que el Reglamento sobre el Estado de Derecho será adoptado mediante el procedimiento de codecisión.”

La Unión Europea salva los muebles en la “cumbre de la recuperación” con la aprobación de un estímulo económico de 750.000 millones de euros

La aprobación de un estímulo económico de 750.000 millones de euros (390.000 en subvenciones a fondo perdido) constituye, en sí mismo, un paso histórico en la solidaridad europea y en el camino hacia la Unión Fiscal, ya que nunca se había acordado la emisión de deuda conjunta de semejantes dimensiones. Pero, ciertamente, la solidaridad europea no será gratis porque el pacto plantea una gobernanza de evaluación de los “planes nacionales de recuperación” y del “cumplimiento satisfactorio de los objetivos pertinentes”. Y si uno o más Estados miembros considerasen que existen “desviaciones graves” en este cumplimiento, podrían solicitar un debate “exhaustivo” en el seno del Consejo Europeo, institución que, por consenso, podría paralizar la asignación de fondos. Otra cuestión fue el acuerdo alcanzado respecto al “Marco Financiero Plurianual 2021‐27”, que marcará la cuantía, el origen de los recursos y el destino de los gastos de los Presupuestos anuales de la UE en estos próximos siete años, y que deberá servir de garantía para la emisión de la deuda que soporte el Fondo de Recuperación. Como cabía esperar, los Veintisiete, que acordaron una cifra global de 1,0743 billones de euros, se encontraron con la firme oposición del Parlamento Europeo. En los próximos meses, los eurodiputados tratarán de neutralizar los recortes planteados en programas que consideran clave, como transformación digital, innovación, transición de regiones dependientes del carbono, asilo, migración y gestión de las fronteras. Los diputados también deberán valorar los mayores “descuentos” en las contribuciones anuales que se plantea conceder a Dinamarca, Países Bajos, Austria y Suecia. Y deberán debatir sobre la descafeinada “condicionalidad” del Estado de Derecho, prevista para proteger el presupuesto y el propio Fondo de Recuperación. En esté ámbito, los Veintisiete cedieron a las presiones del primer ministro húngaro Viktor Orban, modificando el planteamiento inicial de “mayoría cualificada inversa”, mayoría para detener las sanciones, por la mayoría cualificada para aprobarlas. En todo caso, el sólo hecho de que la ultraderecha europea se haya posicionado mayoritariamente en contra del acuerdo debería llevarnos a felicitarnos por su mera existencia.

CONCLUSIONES DEL CONSEJO EUROPEO (17-20/7/2020)

Que deben ser avaladas por el Parlamento Europeo y los parlamentos nacionales de los 27. Primer paso serio para combatir el derrumbe económico provocado por el COVID-19.

 

  • 390.000 millones para subvenciones (España 72.700) y 360.000 millones para créditos (España 67.300)
  • Un país puede pedir que el Consejo se pronuncie sobre incumplimientos por otro país de los objetivos, lo que podría llevar al bloqueo de los fondos por mayoría cualificada
  • El presupuesto para 7 años queda en 1,074 billones
  • La financiación vía emisión de deuda UE es una gran novedad. Se completaría con impuestos al carbono,  una tasa digital, otra sobre envases de plástico y una sobre transacciones financieras
  • No hay una condicionalidad clara sobre el respeto al Estado de derecho para obtener los fondos

 

 CONCESIONES A LOS ESTADOS RETICENTES
  • Como contribuyentes netos rebajas de su contribución al presupuesto al ejemplo de lo obtenido por la Sra Thatcher (“¡que me devuelvan mi dinero !”). Holanda consigue 345 millones más de devolución de su aportación con un cheque de 1.921 millones. Austria 328 más llegando a 565. Suecia 271 más llegando a 1.069. Alemania sin cambios 3.671 Dinamarca 125 más llegando a 377
  • Rebaja de los 500.000 millones de subvenciones iniciales a 390.000 millones
  • Posibilidad de denunciar ante el Consejo a otro país supuestamente incumplidor de las condiciones de concesión de subvenciones

CONSECUENCIAS PARA OTRAS PARTIDAS

  • Reducciones de la dotación de varios programas comunitarios apoyados por el fondo.
  • El Instrumento para la Recuperación y la Resiliencia, la partida más relevante del fondo de reconstrucción, destinada a financiar reformas e inversiones, aumenta su dotación a 672.500 millones, pero el resto de programas del fondo sufren importantes recortes.
  • El de ciencia Horizonte Europa pasa de 13.500 a 5.000 millones; el de inversiones Invest EU, de 30.300 millones a 5.600; o el Fondo de Transición Justa para el clima, de 30.000 a 10.000 millones; mientras que el Instrumento de Solvencia propuesto por Bruselas para ayudar a empresas en problemas se ha eliminado.

Eurgetxo 2020 (Carta de la Presidenta de Eurgetxo)

¡La pandemia nos ha paralizado pero sólo a medias!

En este extraño primer semestre de 2020 Eurgetxo ha mantenido su actividad de divulgación y difusión de los grandes temas que preocupan a Europa.

Comenzamos el año con la finalización del curso sobre “La Unión Europea ¿qué es?, ¿qué hace?, ¿cómo funciona?”, gracias al cual hemos contactado con más personas interesadas en comprender y seguir la actualidad política, social y económica de la UE. A lo largo del semestre hemos continuado con diferentes apariciones en los medios (El Correo, La Ser y El País) con intervenciones que pretenden luchar contra el euroescepticismo.

Destacamos en particular la carta que dirigimos al presidente del Consejo Europeo Charles Michel, urgiéndole a conseguir el consenso de los Estados Miembros para frenar la crisis desatada por el coronavirus, y de la que se hizo eco El País, así como el reconocimiento conseguido por nuestro vicepresidente con el premio de periodismo de Eurobasque 2019 por un artículo sobre las elecciones al Parlamento Europeo.

Por otra parte, la última de las conferencias presenciales de Manfred Nolte antes de la pandemia fue un rotundo éxito de público, y tuvo su continuidad las videoconferencias de cuatro expertos en temas europeos: Juan José Alvarez, Izaskun Bilbao, Fernando Pescador y Olatz Arrieta. Y por último, no olvidamos los mensajes enviados a través de correo electrónico o de Telegram, que nos han mantenido informados sobre noticias y artículos de opinión de interés para nuestros socios.

Ha sido un reto superado, y sin duda con nota. Nos hemos familiarizado con las nuevas tecnologías, y esto nos ha facilitado mantener el contacto entre nosotros así como  el acercamiento a otras organizaciones y entidades que, en este mismo período, han organizado diferentes debates y conferencias sobre la Unión Europea.

¡Y los retos siguen!; tras la pausa estival esperamos retomar la actividad con energías renovadas: nuevas conferencias y debates, intensificación de contactos con instituciones, asociaciones, medios y entidades que realizan trabajos relacionados con la UE y, tal vez, un nuevo viaje a las sedes próximas de las instituciones europeas, tal como habíamos planeado en el pasado.

¡Entre tanto, sólo nos queda desearos un feliz, apacible y prudente Verano 2020!

Beatriz Iñarritu

(Presidenta de Eurgetxo)

Videoconferencia con Olatz Arrieta corresponsal de ETB en Bruselas.

Olatz Arrieta estudió Periodismo en la UPV-EHU y Relaciones Internacionales en la New York University. Fue corresponsal de Euskadi Irratia en Moscu durante dos años y de ETB y Euskadi Irratia en New York siendo actualmente corresponsal en Bruselas.

La videoconferencia tuvo lugar el Martes día 23 de Junio a partir de las 18 horas.

Se comenzó con una valoración general de la respuesta de la UE a la pandemia del COVID-19 que fue muy mejorable en los primeros momentos ya que fue cogida con “el pie cambiado” y todos los países miembros entonaron el “sálvese quien pueda” desatendiendo las peticiones de ayuda de los países más afectados, como Italia, en relación con la falta de equipos de protección (mascarillas, EPI,s et.). La carencia de stocks de los recursos materiales imprescindibles para responder a la pandemia fue la tónica general en todos los países, propiciando respuestas egoístas y acaparando todo el material disponible para uso propio.

A partir de ese comienzo desesperanzador, la respuesta de la UE ha ido mejorando con la propuesta franco-alemana, después adoptada por la Comisión, consistente en disponer por primera vez, de un fondo de 500.000 M€ para ayudas a fondo perdido, además de otros 250.000 para préstamos, de los que se supone corresponderían a España alrededor de 140.000 M€, importes que están pendientes de ratificación por el Consejo que también debe fijar las condiciones que tienen que cumplir los países receptores de las ayudas y las normas de reparto, temas, que con toda seguridad, darán lugar a duras y prolongadas negociaciones.

Igualmente se eliminaron las restricciones de endeudamiento vigentes para los países miembros a fin de que pudieran hacer frente al derrumbe de la economía causada por la pandemia lo más rápidamente posible.

Además de los evidentes perjuicios originados por el COVID-19, como efectos positivos podemos citar que el próximo presupuesto de la UE para 2021-2027 se espera se incremente notablemente y especialmente el relativo a la sanidad que podría multiplicarse por 25, además de intentar aumentar las competencias de la UE en ese sector para poder afrontar los próximos retos sanitarios de forma rápida y conjunta.

También se habló de otros temas pendientes como:

  • El Brexit, cuyas negociaciones casi no han avanzado lo que supone que no queda tiempo suficiente hasta el 31 de Diciembre de este año para poder alcanzar un acuerdo completo, razón por la que como mucho, se podrá alcanzar un acuerdo de mínimos.
  • La deriva autoritaria de los países del Este, con los que no se ha utilizado la suficiente contundencia para reconducir sus actuaciones.
  • Las relaciones con China, a la que se pretende aplicar medidas proteccionistas pero que serán complicadas de aprobar debido a los diferentes tipos de relaciones mantenidas por los países de la UE con el gigante asiático.
  • El frente creado por los países denominados “frugales” (Holanda, Austria, Suecia y Dinamarca) a favor de implantar unas condiciones muy estrictas a los países perceptores de las ayudas contra el COVID, que a pesar de haber perdido a su miembro más poderoso (el Reino Unido) no cejan en sus intentos buscando para ello la complicidad de Finlandia y los Países Bálticos.
  • La conferencia sobre el futuro de Europa, que debía haberse celebrado en Mayo pero que ha sido retrasada sin fecha concreta.

Llegando a la conclusión de que la mayor parte de los temas pendientes habían quedado relegados ante la urgencia de responder adecuadamente a los retos que planteaba la pandemia.

Como resumen, la UE ha actuado rápido en esta ocasión, sobre todo en relación con la crisis económica de 2008. Existe el convencimiento de que la salida de esta crisis tiene que ser conjunta y que ningún estado miembro tiene que quedar atrás. Se han diseñado unas poderosas ayudas económicas para salir de la crisis provocada por el Coronavirus que se prevé estarán aprobadas y disponibles para Enero de 2021.

Por todo ello se puede ser moderadamente optimista a la espera de que se aprueben y apliquen las medidas diseñadas.

 

Discurso de la Presidenta Von der Leyen en el Parlamento Europeo sobre el Plan de Recuperación

Von Der Leyen en el Parlamento Europeo

Bruselas, 27 de mayo de 2020

Señor presidente:

Señorías:

Europa es una historia de generaciones.

Y cada generación de europeos tiene su propia historia.

Para la generación fundadora de nuestra Unión, la historia iba de la construcción de una paz duradera allí donde no había más que sufrimiento, dolor y destrucción.

Para la generación siguiente, se trataba de continuar por la senda de la prosperidad y la libertad, optando por la unidad de nuestro mercado interior y nuestra moneda única.

A continuación, la historia pasó a versar sobre la reunificación de la familia europea, sacando a nuestros hermanos y hermanas de las gélidas márgenes y acogiéndolos aquí, en su casa, en pleno centro de nuestra Unión.

Todas estas generaciones y todos estos éxitos históricos se han construido sobre los que los precedieron y han servido de inspiración a los que los sucedieron.

En esos momentos decisivos, hemos optado siempre por dar juntos un salto adelante. Sigue leyendo “Discurso de la Presidenta Von der Leyen en el Parlamento Europeo sobre el Plan de Recuperación”